El fin de ETA: conversaciones en el Caserío Txilarre

Caserío Txilarre, Elogiar (Guipúzcoa). Un día entre 2000 y 2004. El socialista Jesús Eguiguren y el líder de Batasuna, Arnaldo Otegi, se reúnen bajo el techo de Peio Rubio, el anfitrión que se encargó de mantenerles alimentados mientras hablaban. Sin condiciones pactadas, con serias posibilidades de ser asesinados, estos dos hombres inician una serie de conversaciones que podrían acabar con el desarme de la banda terrorista ETA.

El documental ‘El fin de ETA’, dirigido por Justin Webster, con guion de Luis Rodríguez Aizpeolea y José María Izquierdo, cuenta los encuentros entre “Josu Ternera” y Eguiguren y las distintas fases por las que pasaron estas conversaciones, las reuniones con la izquierda abertzale, a menudo con la participación del PNV de Iñigo Urkullu y José Jon Imaz.

La pieza aborda los últimos años del proceso de desarme de la banda terrorista. El 20 de octubre de 2011, ETA anunciaba el cese de su actividad armada. Habían pasado más de 40 años y 829 personas habían sido asesinadas. Mientras Eguiguren y Otegi negociaban, la nueva dirección militar de “Thierry”, que representaba el ala más dura de la organización, estaba a punto de romper lo que hasta entonces se había conseguido. En diciembre de 2006, varias bombas estallaron en la Terminal 4 del aeropuerto de Madrid Barajas, matando a dos personas. Ocurrió tan solo un mes después de que Zapatero se mostrara en el Congreso optimista por el estado de las negociaciones. Fue entonces cuando personalidades extranjeras como Tony Blair y otros mediadores internacionales como Brian Currin, Gerry Kelly o Martin Griffiths reactivan el proceso de paz.

Los cambios de Gobierno, los atentados, las muertes y las declaraciones políticas hacían la situación cada vez más difícil. Webster cuenta cómo varios gobiernos se reunieron con la banda para conseguir su desarme, pero fueron las conversaciones que narra el documental las que llevaron al fin de ETA. Se trata de una pieza que repasa diez años que cambiaron la historia más negra de nuestro país, de reuniones secretas, asesinatos, falsos momentos de paz y algún momento de alivio.

Write a comment